Análisis Nintendo

Análisis de Jett Rider para Nintendo Switch

Hoy os traemos un análisis en profundidad de los aspectos más importantes de Jett Rider, un juego independiente que fue lanzado el 25 de enero de 2024 para Switch. Este videojuego desarrollado por Last Chicken Games, un desarrollador independiente, y publicado en España por Jandusoft, pertenece al género Metroidvania. Jugaremos como Jett Rider y conoceremos el origen de su heroicidad.

 

Historia y contexto

La historia de Jett Rider es super sencilla y práctica. Nuestro primer contacto con ella empieza en el primer momento que iniciamos la partida. Nos encontramos en el planeta alienígena llamado Gravos y pequeño grupo de sus habitantes son atacados por un dragón. Jett no se detiene y decide salvarles del peligro. Los gravonitas, maravillados por su heroica acción, quieren conocer los orígenes de cómo llegó a ser el héroe que es.

Y así es como encarnaremos a Jett en su viaje por todo Gravos, descubriendo todos los lugares que visitó durante su aventura, cómo conoció a los gravonitas y todos los peligros que superó para salvar a todo el planeta.

 

Jugabilidad

Jett Rider es un juego con mecánicas muy sencillas. Por un lado, tenemos nuestro arma que nos permite hacer frente a los enemigos y monstruos de Gravos. Casi todas cuentan con munición infinita, aunque una excepción es el lanzador de minas, que deberemos recargar o conseguir minas durante la exploración. También contamos con un jet pack para acceder a zonas elevadas o enfrentarnos a enemigos voladores. El jet pack cuenta con una barra de energía, por lo que nos limitará el tiempo en el aire, sobre todo al principio, aunque bien gestionado no tendremos límites.

Sobre las armas, hay que añadir que empezaremos con una básica, pero pronto empezaremos a desbloquear de diferentes variedades para sortear algunos peligros concretos o porque queremos adaptar mejor nuestro estilo de juego. Además de encontrar nuevas armas, podremos mejorarlas para aumentar su rango, daño o cantidad de disparos.

Para realizar estas mejoras tendremos que acudir a las zonas de guardado ya que todas cuentan con una tienda. La moneda que recolectamos tras derrotar enemigos o destruir estructuras se llama gravitonium y aunque al principio parezca un proceso lento, según avanza el juego, las cantidades de enemigos aumentan y por tanto, sus recompensas. Es muy sencillo completar la aventura mejorando varias de estas armas al máximo sin ningún problema, por lo que no hay necesidad farmear en exceso.

Los atributos como los puntos de salud, el escudo o el tiempo que podemos utilizar el jet pack se mejoran subiendo de nivel o con objetos de mejora en algunas ubicaciones. En Gravos existen zonas ocultas o de difícil acceso que contienen ídolos, un coleccionable que nos permite desbloquear nuevos objetos, recibir mejoras para Jet o gravitonium. Existe una última forma de mejorar las habilidades de Jett mediante una tienda que se encuentra en algunos puntos del mapa. En ella podremos comer Sushi y durante un tiempo limitado tendremos mejoras de daño, velocidad o en el jet pack.

Por último, las primeras zonas que exploremos pueden parecer pequeñas y con pocas opciones de exploración. Sin embargo nos daremos cuenta de que el mapa es bastante grande. En algunos momentos necesitaremos volver a explorar una zona en busca de algún ídolo o secreto. En la Aldea hay instalados una serie de portales de teletransportación que nos permitirán viajar entre mapas de una manera rápida y sencilla.

 

Apartado audiovisual

Jett Rider es un juego en 2D de temática espacial y dibujado en un pixelart muy púlido, con animaciones muy claras y efectos de explosiones y disparos que no bajan el rendimiento del juego en ningún momento.

Durante toda la aventura en Gravos escucharemos la canción principal de Jett Rider, que combina perfectamente en cualquier momento de la aventura, aunque en otras zonas tenemos música más ambiental. Sobre los efectos de disparos, aunque es un sonido repetitivo nunca llega a ser molestos. No todos los enemigos realizan sonidos al atacar, por lo que tampoco estaremos saturados de información acústica para entender que está pasando en el juego.

 

Impresiones

En esta sección del análisis de Jett Rider he recogido todos las impresiones y sensaciones que he sentido mientras jugaba, todo desde mi punto de vista.

En primer lugar, quiero comentar que es muy sencillo hacerse con los controles. Mientras rescatamos a los primeros gravonitas aprendemos como utilizar todos los botones: disparar, saltar, aprender a usar el jet pack y cómo cambiar de arma. No necesitamos nada más para disfrutar de esta gran aventura.

Contamos con un mapa que nos indicará los puntos relevantes del sector que estemos explorando, sin saturar de información o iconos irrelevantes. No dispondremos de un mapa global de cómo están conectadas las zonas de entre ellas, aunque realmente no es necesario gracias a los portales y a las indicaciones de ciertos personajes del juego.

Mientras jugaba, en los primeros sectores sentía que la cámara estaba muy lejos de Jett, mostrando una imagen muy vacía en los primeros niveles, que apenas cuenta con zonas altas o variedad para orientarse en el mapa. Conforme avancé en cada zona este efecto fue disminuyendo, resultando en un mapa muy carismático y con ganas de explorar cada posible rincón.

Durante las primeras zonas nos explicarán la importancia de reciclar algunos materiales que encontremos, que nos recompensaran con gravitonium, desbloquearán la salida a la siguiente zona o serán necesarios para avanzar en la historia de Jett. Esto es una tarea relativamente sencilla ya que contamos con unos indicadores, tanto para los objetos que debemos recoger como las ubicaciones donde podemos reciclarlos. De este modo, el juego te indica cómo seguir avanzando sin llegar a atascarte o frustrarte.

Creo que lo más satisfactorio de Jett Rider son sus rincones ocultos, uno de ellos con una referencia a la historia del propio juego. Estar explorando y sentir que esa zona es muy sospechosa y finalmente resultar en una mejora o recompensa es muy gratificante. Existe un objeto que te señala las zonas ocultas cuando estás cerca de una, pero aunque se obtenga hacia el final del juego, si somos lo bastante avispados encontraremos la mayoría de ellas.

Un aspecto que podría ser algo mejor es la variedad de enemigos que nos encontremos en el mapa. Siento que hay un abuso de uno muy concreto: los peces flotantes. Estos peces vuelan por el mapa y suponen una fuente de gravitonium importante. Sin embargo, es de los pocos que cuenta con demasiada variedad en cuanto a color y patrones de disparo, por lo que a veces parece que solo hay un tipo de enemigo.

Otro tema que me ha parecido relevante y negativo, es el sistema de guardado. Solo podemos guardar la partida en los  puntos de guardado y no hay un sistema de guardado automático, ni si quiera después de derrotar algún jefe. Al principio de la historia es muy fácil morir y frustrarse porque no contamos con mejoras y aguantamos muy pocos golpes. A esto tenemos que sumarle que tenemos que llegar hasta el objeto reciclable y llevarlo al punto de reciclaje sin morir porque en caso de entregar el material y ser eliminados después, nos tocará repetir este proceso de nuevo. Al principio los sectores son pequeños, pero cuando las zonas están más separadas, puede llegar a ser agotador.

Antes de pasar al último punto, me gustaría añadir que Jett Rider cuenta con un buen humor para hacer la aventura todo lo divertida posible. También cuenta con un sistema de logros internos para Nintendo Switch, una funcionalidad poco habitual en juegos de esta consola.

Finalmente, en las batallas contra jefes de alguna manera nos recomendarán algún tipo de arma. Aunque siempre podemos decidir no seguir los consejos, lo que alargará la batalla contra los jefes. Me gustaría destacar que algunas de estas batallas cuentan con referencias directas a clásicos de otros juegos y la final, incluso hace referencia a memes y un famoso anime.

 

Conclusiones del análisis de Jett Rider

Llegamos a la última parte de este análisis de Jett Rider. En resumen, la idea de este videojuego de aventura y plataformas es sencilla pero muy bien ejecutada.

Completar el juego en poco tiempo dependerá de lo acostumbrados que estemos a juegos de acción. Si es nuestra primera vez, quizá nos lleva un par de tardes. Sin embargo, incluso para los más expertos Jett Rider supone un verdadero reto en cuanto a dificultad.

El mapa está cargado de elementos que te permiten salirte un poco del objetivo principal, como caminos ocultos, jefes secundarios y mejoras. También permite conocer un poco más a algunos de sus habitantes y pequeños retos.

Es un juego lineal que será más o menos difícil en función de lo que nos guste explorar por nuestra cuenta y las mejoras que desbloqueemos. Si solo queremos completar la historia, lo haremos en un par de horas.

La atmósfera espacial de Jett Rider te atrapa desde el primer momento. Aunque posee una temática espacial que nos llevaría a pensar en seres exóticos o raros, la mayoría de los enemigos son peces, golems, dragones e incluso alguna bruja.

Al final, después de realizar este análisis de Jett Rider se siente un juego muy completo con un inicio y un final. No tiene contenido extra que pretenda alargar la historia, aunque podemos volver a explorar los sectores para obtener todos los logros. Habrá ocasiones donde necesitaremos toda nuestra concentración y precisión para sortear los peligros, pero contaremos con un punto de guardado muy cerca. No es un juego difícil pero sí competente, así que no hay que dar por sentado que conocemos todo lo que nos viene encima. La verdad que Jett Rider me ha sorprendido gratamente y es muy recomendable añadir a vuestras bibliotecas.

Puedes encontrar este videojuego alrededor de 10,49€ en Nintendo Switch o canjeando este código si eres el más rápido de los canjeadores E0NY6NNKHL1HF5YN.


Más noticias de Nintendo Switch.

🤎Me gusta Wooper💙 Te voy a hablar mucho de Pokémon Masters EX, Monster Hunter Now y videojuegos independientes. Quédate y charlamos un rato por Twitter (o X, ya no hay quién se aclare)